Que es un accidente cerebrovascular isquémico

 En un accidente cerebrovascular isquémico, partes de su cerebro se ven privadas de nutrientes y oxígeno cuando los vasos sanguíneos se obstruyen. Esto daña las células cerebrales y las mismas empiezan a morir.

Su cerebro controla todo lo que hace el cuerpo, incluyendo los movimientos, el habla, la visión y las emociones. Un daño en su cerebro puede afectar cualquiera de estas funciones.

Los accidentes cerebrovasculares isquémicos son más comunes en personas mayores de 65 años de edad, pero pueden presentarse a cualquier edad.

Síntomas del accidente cerebrovascular isquémico

Los síntomas del accidente cerebrovascular isquémico se presentan de repente, en segundos o minutos. Con menor frecuencia, los síntomas pueden producirse y desaparecer y empeorar en el transcurso de varias horas a uno o dos días.

Los síntomas exactos del accidente cerebrovascular isquémico dependerán del lugar del cerebro hacia el cual se haya interrumpido el suministro de sangre.

 Por ejemplo, si se bloquea un vaso sanguíneo que lleva sangre a la porción anterior del cerebro:
•    ceguera en un ojo
•    parálisis o debilidad en uno de sus brazos o piernas, a un lado del cuerpo
•    problemas para entender a la gente o para encontrar las palabras al hablar

O, si se bloquea un vaso sanguíneo que lleva sangre por la parte posterior cerebral:
•    visión doble
•    debilidad en ambos lados de su cuerpo
•    mareos y vértigo

Si nota que alguien tiene alguno de estos síntomas, debe llamar a emergencias de inmediato.

Complicaciones del accidente cerebrovascular isquémico

Algunos accidentes cerebrovasculares isquémicos pueden ser bastante leves y los efectos son solo temporales, mientras que otros pueden ser más graves y provocar daños duraderos. Las complicaciones del accidente cerebrovascular isquémico pueden incluir:
•    debilidad o parálisis, generalmente a un lado del cuerpo
•    falta de conciencia de un lado de su cuerpo (generalmente el lado izquierdo)
•    pérdida de la sensibilidad a un lado del cuerpo
•    dificultad para tragar
•    cansancio extremo y problemas para dormir
•    problemas para hablar, leer y escribir
•    problemas con la visión, por ejemplo, visión doble o ceguera parcial
•    dificultades con la memoria y la concentración
•    dificultad para controlar su vejiga y movimientos intestinales (incontinencia), o estreñimiento
•    cambios de comportamiento

Si no puede moverse debido a un accidente cerebrovascular, podría estar en riesgo de:
•    escaras (úlceras por presión)
•    trombosis venosa profunda (TVP)
•    neumonía

Causas del accidente cerebrovascular isquémico

Un accidente cerebrovascular isquémico se produce cuando un coágulo o masa grasa obstruye el suministro de sangre hacia el cerebro. La obstrucción puede desarrollarse en uno de los vasos sanguíneos del cerebro (trombosis arterial) o provenir de algún otro lugar en su cuerpo (émbolo cerebral).

Usted corre más riesgo de desarrollar un coágulo si sus vasos sanguíneos se han estrechado y recubierto con depósitos grasos, un proceso conocido como aterosclerosis. Esto a menudo sucede a medida que las personas envejecen. También puede desarrollar aterosclerosis si usted:
•    fuma
•    tiene una hipertensión arterial sin controlar
•    tiene colesterol alto
•    tiene sobrepeso u obesidad
•    es diabético
•    tiene antecedentes familiares de accidente cerebrovascular o enfermedad cardíaca

Usted también corre riesgo de tener un accidente cerebrovascular isquémico si tiene un tipo de ritmo cardíaco anormal (arritmia) llamado fibrilación auricular. En la fibrilación auricular, su corazón no bombea sangre adecuadamente y esto puede provocar que se forme un coágulo de sangre en su corazón. El coágulo puede luego desplazarse hasta su cerebro y provocar un accidente cerebrovascular.

Diagnóstico del accidente cerebrovascular isquémico

Será sometido a numerosas pruebas en el hospital para tratar de descubrir el tipo de accidente cerebrovascular que tuvo y la parte afectada de su cerebro. Esto permitirá a su médico planificar su tratamiento.

Le medirán la presión arterial y le harán un electrocardiograma (ECG) para registrar el ritmo y la actividad eléctrica de su corazón. Luego le pueden realizar pruebas de sangre para medir su colesterol y niveles de azúcar en sangre, para detectar coágulos. También le harán una Tomografia Cerebral lo antes posible.

Posteriormente, se le pueden hacer algunas otras pruebas del corazón y de los vasos sanguíneos para descubrir la causa de su accidente cerebrovascular.

Tratamiento del accidente cerebrovascular isquémico

Es fundamental el tiempo de consulta. Si Usted llega dentro la primera hora de inicio de los síntomas es factible el diagnostico temprano y en algunas cincurstancias el tratamiento tanto endovenoso como intraarterial mediante la técnica endovascular.

Medicamentos

Podrían recetarle los siguientes medicamentos para tratar el accidente cerebrovascular isquémico.

•    Alteplase es un medicamento usado para disolver los coágulos y ayudar a restablecer el flujo sanguíneo hacia su cerebro. Se administra a través de un suero en el brazo dentro del período de tres horas de haber comenzado   con los síntomas. Sin embargo, es posible que no sea adecuado para todo el mundo.
•    Aspirina, clopidogrel y dipiridamol son todos medicamentos usados para reducir su riesgo de formación de coágulos sanguíneos después de un accidente cerebrovascular
También se le puede dar otros medicamentos para controlar su presión arterial y disminuir su colesterol.

Tratamiento Endovascular

Si Ud llega dentro de la ventana de tratamiento, puede ser factible, si cumple algunos requisitos médicos, que su arteria sea liberada mediante la navegación por dentro de las arterias con microcateteres especiales y se restituya el flujo sanguíneo.

Rehabilitación

Después de tener un accidente cerebrovascular, es posible que deba volver a aprender habilidades y destrezas, o aprender nuevas habilidades y adaptarse al daño que causó el accidente cerebrovascular. Esto se conoce como rehabilitación de accidente cerebrovascular.

La recuperación de un accidente cerebrovascular puede ser difícil de predecir. La mayoría de las personas se recupera mayormente en las primeras semanas y primeros meses después del accidente cerebrovascular. Sin embargo, a veces, la recuperación puede tardar más tiempo.

El equipo de accidente cerebrovascular del hospital diseñará un programa de rehabilitación para usted según sus necesidades particulares. El mismo continuará después de haber salido del hospital. Su programa de rehabilitación puede involucrar a fisioterapeutas, terapeutas del habla y del lenguaje, terapeutas ocupacionales, oftalmólogos y psicólogos, así como médicos y enfermeros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: